¿Qué es la perimenopausia?

La perimenopausia es el proceso en el cual el ciclo menstrual-ovulatorio empieza una transición hormonal que puede llevar hasta 12 años. La transición suele empezar a los 40/45 años, y lo que sucede es que va disminuyendo de a poco la producción de progesterona, NO la producción de estrógeno, como se ha difundido erróneamente. 


Al principio esta disminución es imperceptible. Luego, en algún momento, los ciclos pueden empezar a acortarse o espaciarse. Lo que sucede es que comenzamos a producir menos cantidad de progesterona durante la fase lútea (fase post-ovulación). Esto puede suceder durante años. Esto es lo que hace que varíe la duración de nuestros ciclos y que notemos cambios en nuestro sangrado menstrual: más sangrado, menos sangrado, más síntomas pre-menstruales -o no, depende de tu organismo, pero es posible-. Eventualmente, dejaremos de ovular. 


Cuando esto sucede, también eventualmente dejamos de menstruar (el sangrado menstrual puede aparecer aún si no estamos ovulando, por un tiempo). Las glándulas suprarrenales son claves en este proceso porque son las que suplantan la producción hormonal que antes hacían los ovarios, pero no generan la misma cantidad ni exactamente las mismas hormonas… sino otro tipo de hormonas. 


El momento que suele tener muchos síntomas es la perimenopausia cuando ya está avanzada, porque la progesterona deja de generarse, lo cual es esperable, pero al cuerpo le toma varios años acostumbrarse. Esto no significa que vayas a tener síntomas desagradables por 10 años, para nada. Los síntomas vienen en los momentos de mayor cambio hormonal, pero el proceso ya venía ocurriendo desde antes. Al dejar de producir buena cantidad de progesterona y eventualmente dejar de ovular, no hay progesterona que se le contraponga al estrógeno que sí seguimos generando. Por esto ocurre un «exceso de estrógeno» (por esto la terapia hormonal sustitutiva no sirve, porque dar estrógenos a alguien que tiene exceso de estrógenos puede llevarle a patologías graves! En todo caso se pueden tomar HORMONAS BIOIDENTICAS pero de la progesterona, no del estrógeno. La suplementación con estrógeno recién podría evaluarse una vez entrada la menopausia, si es que hiciera falta). 


Lleva tiempo que el cuerpo se acomode a la falta de progesterona, y para eso necesitamos unas glándulas suprarrenales saludables. Por eso es importante reducir mucho el estrés a partir de los 35 años y tener prácticas de alimentación y suplementación que ayuden. Y lo más importante de todo, mientras sigas pudiendo, ¡ovula! Haz todo lo posible para tener unas buenas ovulaciones, esto amortiguará el impacto y te proveerá de más hormonas para mantener la salud. Tomar anticonceptivos hormonales durante esta etapa es muy perjudicial porque no «cuida» tu fertilidad ni tus hormonas, sino todo lo contrario. Las hormonas ováricas son necesarias para MUCHO MÁS que para la posibilidad de gestar un hijx. Te recomiendo enterarte de esto leyendo mi post anterior. 
Lee más al respecto de la perimenopausia en el libro de Lara briden que está en la sección biblioteca o adquiriendo su nuevo libro para personas +de 40! «hormone repair manual» en español en bookdepository.


Espero que estas palabras te ayuden a reconocer que esta será una etapa en la que todas las personas que tenemos ciclo menstrual-ovulatorio entraremos alguna vez en nuestra vida, y poder transitar el proceso con mayor información para la salud. 


Si ya estás en perimenopausia o menopausia y no la estás pasando muy bien, no dejes de pedir una sesión individual con mi equipo para que puedas asesorarte. 

Cariños, Sofía

CURSOS VINCULADOS A LA TEMÁTICA: Método sintotérmico / Nutrición menstru-ovulatoria / Respiración circular del útero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *